Sólo el primer mes del 2016 el presupuesto ruso recibirá un 30% menos de ingresos procedentes de la venta del petróleo ruso en el mercado mundial. Esto provocó inclusive la reducción del gasto de la defensa en 160 mil millones de rublos. Los analíticos rusos creen que si esas reducciones van a seguir otros años, eso prodría perjudicar la capacidad militar del país.

Fuente: Agencia de noticias RBK